>

Bendito Señor, sálvanos y sálvanos, los pecadores.




Քոչարյանի զոհերը

En un día luminoso u oscuro, un hombre lleno de fe se vuelve hacia Dios y les da las gracias por su alegría o soledad.






El Señor nos escucha a cada uno de nosotros. Puede dirigirse a la persona con palabras simples y ordinarias, hablar con él en un lenguaje claro, escuchará, pero la petición orante es el camino más corto para llevar la palabra a Dios.



Նյութը պատրաստեց ingablog.ru-ն


от admin

-->